viernes, 23 de junio de 2017

La Pontificia Academia para la Vida: algunas decisiones polémicas



Enroscarse en los propios principios no contribuye al conocimiento de la Verdad, sino a quedarnos cautivos en nuestra propia ignorancia.

Desde que se han cambiado los estatutos de la Pontificia Academia para la Vida y se nombró como presidente de la Academia al obispo Vincenzo Paglia, algunos medios de comunicación católicos han dado la voz de alarma en el sentido de que la apertura que se está produciendo atenta contra la doctrina oficial y tradicional de la Iglesia, especialmente respecto al aborto, la sexualidad y la homosexualidad.  

He realizado un seguimiento , creo que exhaustivo, de los argumentos y contraagumentos sobre los cambios introducidos en los nuevos  estatutos y la incorporación, en calidad de miembros, de algunos profesionales de las ciencias de la vida y de la bioética conocidos por discrepar de la doctrina oficial de la Iglesia en estas materias. 

Pero vayamos por partes. Las críticas se producen con los cambios de estatutos, ya que los antiguos, publicados en 1994 bajo el pontificado de san Juan Pablo II, recomendaban que los miembros de la Academia deberían participar de los valores pro-vida de la Iglesia . Han sido bastantes los colectivos católicos y medios de comunicación que anticiparon en el cambio estatutario la intención de romper con la doctrina tradicional de la Iglesia. Sin embargo, como aclaró su actual presidente, el obispo Vincenzo Paglia, no solo se ha mantenido la recomendación de los antiguos estatutos, sino que en los actuales se recogen exigencias  aún mayores. Esta son sus palabras:

 "Yo, con todo respeto, pediría a esos críticos que menciona usted que lean y comparen con mucho cuidado la vieja versión de los Estatutos y la nueva. Creo que así verán que los nuevos Estatutos requieren un compromiso más fuerte de los Miembros con las enseñanzas pro-vida de la Iglesia que el que requerían los antiguos. Los nuevos exigen que los Miembros promuevan y defiendan los principios del valor de la vida y la dignidad de la persona, interpretados en conformidad con el Magisterio de la Iglesia".
Sin embargo, en algunos ambientes  católicos lo que realmente sucede es que no se fían del obispo Paglia, a raíz de haber  realizado un mural en su catedral escenificando diferentes actos claramente homoeróticos, bastante controvertidos y en los que aparece él mismo. A esto se le suman sus posiciones contradictorias con respecto a las declaraciones anteriores y al hecho de haber elegido como miembro al clérigo anglicano Nigel Biggar que en múltiples ocasiones se ha declarado a favor del aborto, de la eutanasia y el suicidio asistido en determinados casos. 

Según mi  opinión, los temas relacionados con la bioética son cada vez más complejos y las decisiones que conlleva  deben estar sustentadas en tres pilares fundamentales. El primero, seguir fielmente las enseñanzas derivadas de los evangelios y de la doctrina tradicional de la Iglesia. En segundo lugar,  dos ejes son determinantes en la toma de decisiones: el respeto a la vida y a la dignidad del ser humanos por el mero hecho de serlo. La tercera, consiste en algo más importante de lo que muchos piensan: las ciencias de la vida han revolucionado nuestro  conocimiento sobre el ser humano biológico por lo que es absolutamente necesario que los responsables en mantener los valores de la vida trasciendan el primitivismo intelectual  y evalúen sus decisiones con conocimientos científicos actualizados y no solo en meras especulaciones teológicas, por muy importantes y complejas que estas sean.

Durante mis estudios del máster en bioética, pude contrastar la grandes  diferencias que existen entre los teólogos sobre lo que significa la vida y sobre la toma de decisiones en este asunto. Por ejemplo, poco se parece la posición del ya fallecido Javier Gafo, contenida en su manual Bioética Teológica y otros múltiples escritos, y las que defiende Elio Sgreccia en su extenso Manual de Bioética. Nadie podrá afirmar que alguno de ellos se aparta de la ortodoxia católica. Dos acercamientos fielmente católicos a un mismo y controvertido tema.

Creo que lo pretendido  con la nueva composición y política de la Pontificia Academia para la Vida, es la sabia postura de reunir a expertos con diferentes posiciones con la finalidad más que razonable de argumentar a favor de la vida pero con un mayor conocimiento de las diferentes posiciones y del aporte actualizado de las ciencias biológicas.  Se trata de una renovación de procedimientos y contenidos deliberativos y no un cambio de doctrina. Es por ello que a pesar de las voces discrepantes, yo creo que ha sido una buena decisión apoyada por el papa Francisco y ejecutada por el obispo  Vincenzo Paglia.

Finalmente, observemos los cambios mínimos introducidos en la Pontificia Academia para la Vida si los compramos con los realizados en  la Academia Pontificia para las Ciencias de la que forma parte el físico teórico  Stephen Hawking.

A continuación os dejo la listas de los miembros de la Pontificia Academia para la Vida. Hoy es fácil saber quién es quién y hacernos nuestra propia opinión sobre los auténticos motivos de las polémicas referidas.
MIEMBROS DE LA PONTIFICIA ACADEMIA PARA LA VIDA
  • Prof. Etsuko AKIBA, profesor de derecho en la Facultad de Economía, Universidad de Toyama (Japón);
  • Prof. Carl Albert ANDERSON, Caballero Supremo de los Caballeros de Colón, profesor y decano adjunto del Pontificio Instituto Juan Pablo II 
  • Prof. Niggel BIGGAR, Profesor de Teología Moral y Pastoral y Director del Centro McDonald para la Teología, Ética y Vida Pública en la Universidad de Oxford (Reino Unido);
  • Excmo. Mons. Alberto Germán Bochatey, obispo auxiliar de La Plata, Profesor de Bioética y Vicerrector de la Universidad Católica de La Plata (Argentina);
  • Rvdmo Sac. Maurizio CHIODI, Profesor de Teología Moral Fundamental en el Instituto Superior de Ciencias Religiosas de Bérgamo y en la Facultad de Teología del Norte de Italia en Milán,
  • Excmo. Mons. Fernando Natalio CHOMALÍ Garib, Arzobispo de Concepción, profesor de antropología teológica y Bioética de la Universidad Católica de Santiago de Chile 
  • Rvdmo. Sac. Roberto COLOMBO, profesor de genética humana y de Neurobiología de la Universidad Católica del Sacro Cuore, Milán, Director del Centro para el Estudio de las Enfermedades hereditarias raras del hospital Niguarda Ca 'Granda, Milán
  • Prof. Francesco D'Agostino, catedrático de Filosofía del Derecho en la Facultad de Derecho de la Universidad Tor Vergata en Roma; Presidente de honor del Comité Nacional de Bioética; Presidente del Comité Central de Ética de la Región Lazio;
  • Prof. Bruno DALLAPICCOLA, Director Científico del Hospital Pediátrico Niño Jesús - IRCCS en Roma, miembro del Comité Nacional de Bioética  y del Grupo Mixto - Comisión Nacional de Bioseguridad, Biotecnología y Ciencias de la Vida; miembro de la junta Superior de Sanidad (Italia);
  • Prof. Jokin DE IRALA ESTÉVEZ, Profesor de Coordinador de Proyecto de Salud Pública y Epidemiología y Educación Interdisciplinaria de la afectividad y la sexualidad humana en la Universidad de Navarra (España);
  • Excmo. Sr. Willem Jacobus EIJK, Cardenal Arzobispo de Utrecht (Holanda);
  • Prof. Abdel Shehata Farag Messih MOUNIR, Director de St. Joseph pro-vida y pro-familia, El Cairo (Egipto);
  • Excmo. Mons Anthony Colin FISHER, arzobispo de Sydney, Profesor de Bioética y Teología Moral en el Instituto Juan Pablo II para el Matrimonio y la Familia en Melbourne (Australia);
  • Dra. Kathleen M. FOLEY, neuróloga, Directora del Departamento de Neurología en el Centro de Cáncer Memorial Sloan-Kattering y del Hospital de Nueva York (Estados Unidos);
  • Rvdmo. Sac. Aníbal GIL LOPES, profesor de fisiología en el Instituto de Biofísica Carlos Chagas Filho, de la Universidad Federal de Río de Janeiro (Brasil);
  • Prof. Alicja GRZE_KOWIAK, profesora emérito de Derecho Penal de la Universidad Católica de Lublin (Polonia), Profesora de Kujawsko-Pomerania en Szkoa Wysza (Polonia); .
  • Doc, GUERRA Rodrigo López, catedrático de Filosofía y Presidente del Consejo Superior Centro de Investigación Avanzada Social - CISAV (México);
  • Prof. John M. HAAS, presidente del Centro Nacional Católico de Bioética en Filadelfia (EE.UU.);
  • Prof. Mohamed HADDAD, Profesor de Civilización árabe y Religiones Comparadas de la Universidad de Cartago - Instituto Superior de Idiomas en Túnez (Túnez);
  • Prof. Ignatius John KEOWN, Profesor de Ética Cristiana en la Universidad de Georgetown (EE.UU.);
  • Prof. Kostantinos KORNARAKIS, Profesor de Ética Cristiana (Espiritualidad ortodoxa) en la Facultad de Teología de la Universidad de Atenas (Grecia);
  • Prof. Katarina LE BLANC, Profesora de la División de Inmunología Clínica y Medicina de Transfusión, del Instituto Karolinska en Estocolmo y Consultora Senior del Centro de Hematología de la Universidad de Karolinska Hospital de Huddinge (Suecia);
  • Prof. Alain G. F. Lejeune, Profesor de Derecho Farmacéutico y Ética de la Universidad Católica de Lovaina (Bélgica), miembro de la Academia Nacional Francesa de Farmacia y el Secretario de la Comisión de Ética;
  • Prof. Jean-Marie LE Mene, profesor, fundador y presidente de la Fundación Jérôme Lejeune en París (Francia); 
  • Dra. Mónica LÓPEZ Barahona, Directora General Académica del Biosciences Studies Centre; presidenta de la delegación española de la Fundación Jérôme Lejeune; Directora de la Cátedra de Bioética Jérôme Lejeune, Madrid (España);
  • Prof. Ivan LUTS, Director de la Facultad de Medicina, Escuela de Medicina de Lviv; Presidente de la Asociación de Médicos Católicos de Ucrania; 
  • Prof. Manfred LÜTZ, Jefe de Psiquiatría del Hospital Alexianier de Colonia (Alemania);
  • Excmo. Mons Daniel NLANDU MAYI, Obispo de Matadi (República del Congo), Presidente de la Junta de Servicios Diocesana de Educación para la Vida, miembro del Consejo de Administración de la Universidad del Congo en Kinshasa;
  • Prof. Anne-Marie Pelletier, profesora de Sagrada Escritura, Biblia y Liturgia en la Escuela Catedralicia y el Seminario de Notre Dame de París, Profesora de Antropología Filosófica
  • Prof. Adriano PESSINA, profesor de Filosofía Moral y director de la cátredra de Bioética de de la Universidad del Sagrado Corazón de Milán;
  • Rvdmo. Mons. Luño Ángel RODRÍGUEZ, Profesor de Teología Moral Fundamental en la Universidad Pontificia de la Santa Cruz en Roma (Italia);
  • Prof. Alejandro César SERANI Merlo, Profesor e Investigador del Centro de Bioética y de la Facultad de Medicina de la Universidad Católica de Chile en Santiago de Chile;
  • Excmo. Mons Noël SIMARD, obispo de Valleyfield (Canadá), portavoz de la Conferencia Episcopal Canadiense de los Obispos de la lengua francesa en materia de Bioética; 
  • Rvdmo. P. Jacques Koudoubi Simporé, M. I., Rector de Santo Tomás de Aquino y Director del Centro de Investigación Biomolecular Pietro Annigoni en Uagadugú (Burkina Faso);
  • Prof. Avraham STEINBERG, director de ética de la medicina en el Centro Médico Shaare Zedek en Jerusalén, Director del Consejo Editorial de la Enciclopedia del Talmud (Israel);
  • Prof. Jaroslav ŠTURMA, Profesor de la Facultad de Filosofía y Teología Católica de la Universidad Carolingia de Praga, Director del Centro de Desarrollo Infantil en Praga (Rep. Checa);
  • Prof. William F. SULLIVAN, profesor en el Departamento de Medicina Familiar y Comunitaria de la Facultad de Medicina de la Universidad de Toronto, Presidente de la Asociación Internacional de especialisas en bioética católicos (Canadá);
  • Prof. Daniel SULMASY, profesor de Bioética en la Universidad de Georgetown (EE.UU.);
  • Prof. Fernando SZLAJEN, Rabino, Director del Departamento de Cultura - AMIA, profesor de la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de Buenos Aires (Argentina);
  • Prof. Marie-Jo Thiel, profesora de Teología Católica y directora del Centre Européen d'Enseignement et de Recherche en Éthique-CEERE en la Universidad de Estrasburgo (Francia);
  • Rvdmo Tomi P. THOMAS, I.M.S., Director General de la Asociación Católica de Salud de la India;
  • Prof. Angelo VESCOVI, Director Científico del IRCCS Casa Alivio del Sufrimiento en San Giovanni Rotondo y del Instituto de Genética Humana G. Mendel en Roma;
  • Prof. Alberto VILLANI, Director de la Unidad Operativa del Complejo de Pediatría General y Enfermedades Infecciosas en el Hospital Bambino Gesù de Roma, Presidente de la Sociedad Italiana de Pediatría (Italia);
  • Prof. Shinya YAMANAKA, Profesor y Director del Centro de Investigación y Aplicación de células madre en la Universidad de Kyoto, Premio Nobel de Medicina en 2012 (Japón);
  • Prof. René ZAMORA MARIN, Profesor y Director del Centro de Bioética Juan Pablo II (Cuba).

Miembros de honor

  • Emmo. Sr. Carlo Caffara, cardenal arzobispo emérito de Bolonia, ex decano de la Pontificio Instituo "Juan Pablo II" para Estudios sobre el Matrimonio y la Familia (Italia);
  • Excmo, Mons. Ignacio Carrasco de Paula, Obispo titular. de Tapso, presidente emérito de la Academia Pontificia para la Vida (España);
  • Sra, Birthe LEJEUNE, vicepresidenta de la Fundación Jérôme Lejeune en París (Francia), esposa del primer presidente de la Academia Pontificia para la Vida, el Siervo de Dios Jérôme Lejeune;
  • Emmo. Sr. Card Elio Sgreccia, presidente emérito de la Academia Pontificia para la Vida, Presidente de la Federación Internacional de Centros e Institutos de Bioética de Inspiración Personalista, Presidente de la Fundación Ut vitam habeant;
  • Sr. Juan de Dios Vial CORREA, presidente emérito de la Pontificia Academia para la Vida y Rector Magnífico Emérito de la Universidad Católica de Santiago de Chile (Chile).
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Familia Vicenciana: 400 años de luces y sombras.

Durante 400 años de carisma vicenciano han existido más luces que sombras  Por mi trabajo he tenido que relacionarme bastante ...